UNA SONRISA

thCAADP7L4Que importante que es que siempre luzcas una sonrisa, así tendrás amigos; en cambio, si andas con el ceño fruncido, no tendrás más que arrugas. No necesitas que te lluevan billetes para hacerlo. Estamos para hacerles la vida más llevadera a los que nos rodean.

Sonríe es una terapia gratuita.

La riso-terapia esta comprobado que sana pueden visitar mi canal hay seis videos para escuchar, aquí te comparto uno http://youtu.be/gIbReygX_Q8 espero que te guste y dejes tu comentario para enriquecer a los demás.

Cuando uno ve a una persona sonriendo auténticamente lo pone en sintonía con la edad de la infancia donde todo es sorpresa y causa alegría.

En este sentido uno entiende que se trata de ese valor de ser como niños al que Jesús hace mención cuando dice si quieren entrar en el reino de los cielos, tienen que entrar por esta puerta.

Es la puerta de la sonrisa la que nos pone en contacto con lo eterno, con lo que permanece. Y que bueno es que si la hemos perdido, volver a la fuente y recuperarla. Nos hace falta a nosotros y le hace falta al mundo de hoy, recuperar una sonrisa auténtica.

Ojala nos encontremos con ancianos rostros sonrientes, gente grande que sigue sonriendo.

 Porque eso nos permite ver que a pesar del paso del tiempo hay jovialidad.

Donde hay vida jovial, fresca, fuerte, hay presencia de eternidad, hay sintonía con el paraíso.

La sonrisa cura, la sonrisa endulza, la sonrisa es la esencia de la vida, por eso hoy he decidido, que los que me rodean entiendan su poder.

Sonrían todos los días aunque sea unos instantes.

No cuesta nada y alivia los grandes dolores que nos corrompen, sonreír no cuesta nada, pero vale un universo de emociones.

Por eso yo diría que una buena sonrisa es más un arte que una herencia.

Es algo que hay que construir, pacientemente, laboriosamente.

Con equilibrio interior, con paz en el alma, con un amor sin fronteras.

La gente que ama mucho sonríe fácilmente. Porque la sonrisa es, ante todo, una gran fidelidad interior a sí mismos.

Un amargado jamás sabrá sonreír. Menos un orgulloso.

Un arte que hay que practicar terca y constantemente.

No haciendo muecas ante un espejo, porque el fruto de ese tipo de ensayos es la máscara y no la sonrisa.

Aprender en la vida, dejando que la alegría interior vaya iluminando todo cuanto a diario nos ocurre e imponiendo a cada una de nuestras palabras la obligación de no llegar a la boca sin haberse sumergido antes en la sonrisa.

Aprender a decir las cosas sin amargura, sin afán de herir. Sin molestar a los oyentes. Sabiendo decirla, con el amor suficiente, pensando siete veces en la manera en la que les diríamos esa agria verdad, por más dolorosa que fuera. La receta de poner a todas nuestras palabras unas gotitas de humor sonriente suele ser infalible.  

Que podamos todos nosotros despertar alegría y sonrisas, un pedazo de cielo, un parte del paraíso, para que el mundo pueda parecerse más a lo que Dios quiere, un espacio de gozo y alegría.

¿Estás dispuesto a hacerlo?

 

 

Anuncios

Acerca de Patricia Mónica Canseco

Soy facilitadora de mastermind y me encanta poder ayudar a las personas a que saquen todo el potencial que llevan dentro obteniendo un cambio en su vida y logrando cada día ser más felices mejorando su calidad de vida.
Esta entrada fue publicada en GANAR DINERO JUNTOS y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s